¿Cómo eliminar las llantas viejas de tu coche RC?

Si has acumulado una gran cantidad de llantas de coche radio control, las cuales están pegadas a los neumáticos desgastados probablemente ya sabes lo difícil que puede ser cambiar estos neumáticos sin dañar las llantas. Siempre se puede reutilizar estas llantas para otras utilidades que no tengan que ver con la conducción de tu RC, de todas formas, sería un desperdicio tirar o utilizar para otros fines unas buenas llantas que podrían ser utilizadas en otras ruedas.

Entonces, ¿Cómo se pueden cambiar los neumáticos sin arruinar las llantas? Hay algunas maneras fáciles de hacer esto, que deberían funcionar para la mayoría de tipos de llanta:

1. Quitar los neumáticos de coche del RC con agua hirviendo

Este método probablemente no te parezca de primeras buena idea, pero funciona realmente casi siempre. Puedes eliminar los neumáticos de coche RC colocando con cuidado las llantas en una cacerola de agua hirviendo durante 15 minutos aproximadamente.

El método del agua hirviendo hace que algunos pegamentos se despeguen fácilmente, por lo que cuando tires de los neumáticos intenta que cuando se vayan a desprender de la rueda no dejes demasiada goma y pegamento.

Ten en cuenta que algunas de las llantas más económicas o viejas pueden deformarse o romperse, por lo que este método no es adecuado para todas las llantas. Sobretodo algo que tienes que tener muy presente es que para que este método funcione tienes que dejar enfriar el agua antes de tocar el neumático.

2. Aplicar removedor de pegamento y/o acetona

Tanto el removedor de pegamento cómo la acetona suelen servir para disolver el pegamento que hay entre la llanta y el neumático aunque esto puede tomar algún tiempo. Coloca las llantas en un pequeño recipiente lleno de removedor de pegamento o acetona durante toda la noche.

Este método es el más adecuado cuando deseas guardar la llanta y el neumático , sin dañar ninguno de los dos. Siempre ten cuidado cuando trabajes con acetona, ya que es dañino si entra en contacto con la piel y también es inflamable.

3. Con objetos afilados

Si eres muy cuidadoso puedes cortar por fuera del neumático dónde está clavada la llanta con un cuchillo afilado o un bisturí. Tendrás que recortar cualquier exceso de goma que esté adherido a la llanta. En este método hay un poco más de trabajo involucrado que los métodos anteriores, pero si todo lo demás falla se deberías probarlo.

Más información relacionada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.